viernes, 28 de octubre de 2011

Devil´s Food Cake




Ingredientes:
- 150 gramos de harina
- 50 gramos de maicena
- 175 gramos de azúcar moreno
- 80 gramos de mantequilla
- 4 huevos
- 130 ml de agua
- 40 gramos de cacao en polvo
- 2 cucharadas de extracto de vainilla
- 1 cucharadita de bicarbonato
- 1 cucharadita de sal
- 1/2 cucharadita de cremor tártaro

Para el relleno y la cobertura:
- 1 tarrina de queso cremoso para untar
- 100 gramos de leche condensada
- 75 gramos de chocolate negro de cobertura

Preparación:
 Precalentar el horno a 180º.

Separamos las yemas de las claras. Batimos las claras a punto de nieve con el cremor tártaro hasta que están bien firmes. Reservamos.

 Calentamos el agua en un cazo. Cuando empiece a hervir añadimos el cacao en polvo. Removemos y reservamos.

 En un bol batimos las yemas con el azúcar. Añadimos la mantequilla derretida y la vainilla. Añadimos el chocolate y mezclamos bien. Esta mezcla la incorporamos a las claras montadas, envolviendo, sin batir.

 Tamizamos las harinas con el bicarbonato y la sal y vamos añadiéndolo poco a poco a la mezcla de las claras, envolviendo, sin batir. La mezcla resultante las dividimos en tres partes iguales.

 En un molde redondo de 18 cm de diámetro forrado con papel vegetal vertemos 1/3 de la mezcla. Añadimos un buen chorro de sirope de chocolate por encima. Horneamos a 180º hasta que esté cocido. No debemos cocerlo demasiado, ya que nos quedaría duro. Desmoldamos y dejamos enfriar sobre una rejilla.

 Repetimos esta operación con las 2 partes restantes de la mezcla.

 Mezclamos el queso con la leche condensada y el chocolate negro de cobertura derretido. Dejamos enfriar para que esté denso cuando untemos el bizcocho. Si no se desparrama por los lados.

 Ponemos sobre un plato la primera pieza de bizcocho y cubrimos con una capa de crema abundante. Repetimos con el resto del bizcocho. Finalmente cubrimos toda la tarta con crema, por arriba y por los lados.


 Nota: esta tarta sabe mucho mejor al día siguiente, una vez que ha reposado toda una noche en la nevera. Si se quiere hacer más ligera en cuanto a calorías, podemos hacerlo con mantequilla ligera (50% menos de grasa), queso cremoso light (apenas 7% de materia grasa) y leche condensada desnata. Yo lo he hecho así y está riquísimo.

2 comentarios:

  1. ¡ARTISTA! eso es lo que tu eres . . .

    ResponderEliminar
  2. esto tiene una pinta tremenda! pero en la version calorica ;)

    ResponderEliminar